Las siete ideas para salvar al periodismo, según Carlos Cuyot

carlos_guyot_gentileza_facultad_de_comunicaciones_UC-1024x678.jpg

Carlos Guyot, de La Nación de Argentina.

Puro Periodismo.- “Los próximos cinco años van a ser más intensos que los últimos cinco años”, dice Guyot, uno de los hombres clave en la transformación de la redacción y los productos de La Nación de Argentina, uno de los medios que más ha experimentado en el nuevo ecosistema digital. A mediados de año dejó su puesto para fundar Next Idea Lab. Esta es una versión resumida de su ponencia en el Congreso ÑH2017, realizado el jueves 9 de noviembre en la Facultad de Comunicaciones de la Universidad Católica.

Las siete ideas para salvar al periodismo, según Carlos Cuyot

***

 

 

Anuncios

Transmedia

Transmedia.png

El prefijo ‘trans’ significa al otro lado o “a través de”. En el periodismo este término se empezó a usar en 2006, cuando Henry Jekins acuñó el concepto transmedia, para referirse a la forma transversal en que se pueden contar las historias desde diferentes plataformas. A veces los formatos no permiten incluir todos los datos de un mismo relato y es su combinación la que abre la posibilidad de mostrar un panorama más completo.

Jekins también estableció siete características con las que cumple este tipo de contenido y se resumen en viralidad y capacidad de profundizar en la audiencia; continuidad y simultaneidad; creación de mundos narrativos y la objetividad desde múltiples subjetividades. Esta última es una de las más importantes porque se convierte en una alternativa de acercarse a la realidad a partir de la búsqueda de varias voces.

Alejandro Rost y Fabián Bergero en ‘Apuntes teóricos sobre el periodismo transmedia’, afirman que las redes sociales, incorporadas a los medios de comunicación desde 2009, potenciaron estos roles y conformaron un ecosistema periodístico en que las actividades de sus actores cambian la experiencia tradicional, convirtiendo a la noticia en un proceso dinámico y colectivo, antes que en un producto.

Las rutinas cambian. No existe más la exclusividad en la construcción de la información, ni la imposición de las agendas, porque los modos de recolectar datos, comunicar, compartir y mostrar el hecho noticioso se modificaron transcendentalmente.

El periodismo transmedia se convirtió en un reto enorme para quienes se dedican al oficio. Ahora no basta estar “en el lugar de los hechos”. Es necesario en pensar todas las formas posibles en las que se puede relatar lo que sucedió y aprovechar todos los recursos para hacerlo.

Roque Rivas Zambrano

roque@lahora.com.ec

roque1rivasz@gmail.com

salvataje@yahoo.com

Transmedia

***

 

 

Censura en Internet

Connetività

Miquelpellicer.com.- Los gobiernos de todo el mundo han aumentado drásticamente sus esfuerzos para manipular la información en las redes sociales durante el año pasado. Los regímenes chinos y rusos fueron pioneros ya hace una década en el uso de métodos para distorsionar los debates online y reprimir la disidencia. El problema es que los métodos de censura en las redes sociales y en la Red, en general, se han vuelto una práctica global. El informe ‘Freedom on the Net 2017‘ es muy claro: Por séptimo año consecutivo se detecta una disminución general de la libertad en Intenet.

Censura en Internet: se multiplican los métodos de manipulación informativa

***

 

 

Buenas historias

 

a-laptop-user-670x444

¿Qué hace que una historia sea buena? Todas las personas tienen episodios dignos de contar. En mis clases, cuando hablo de la crónica digo a mis estudiantes que por cada habitante de una ciudad hay un relato por recuperar. Sin embargo, no siempre son materia prima para quienes nos dedicamos al oficio.

En las últimas décadas impera la necesidad de ponerle rostro a las problemáticas sociales y a los datos. No es lo mismo lanzar una cifra -aunque sea muy importante- que retratarla a partir de una realidad específica. Contar historias nos hace sensibles ante el dolor de los demás, nos obliga a imaginar, al menos por segundos, lo que sería estar en sus zapatos.

Lo segundo, además de olfato para resaltar las experiencias de los otros, es la escritura. Es de vital importancia no perder de vista recomendaciones que hacen expertos. Entre los consejos planteados por Fernando Quiroz, periodista colombiano, está plantear al lector en los primeros párrafos las convenciones de la narración: quién cuenta la historia, en qué tiempo, en qué tono.

No avanzar en la redacción mientras no se esté completamente satisfecho con el comienzo de y recordar que los personajes tienen necesidades cotidianas y preocupaciones mundanas. Es fundamental no dejar cabos sueltos. Buscar siempre la sencillez del lenguaje. Lo que no se entiende fácilmente no es un adorno sino un estorbo.

Y sobre todo trabajar en la descripción. Ser los ojos del lector, llevarlo de la mano, contándole lo que está sucediendo, sin aumentar ni disminuir los detalles. Al final, si somos observadores, podemos descubrir que la realidad casi siempre supera a la ficción. Lo que hace buena a una historia es, en definitiva, su capacidad de provocar que quienes la leen la experimenten y se identifiquen con ella.

Roque Rivas Zambrano

roque@lahora.com.ec

roque1rivasz@gmail.com

salvataje@yahoo.com

Buenas historias

***

Fernando Quiroz: Ideas para escribir una historia

***

 

 

Un paraíso para los violadores de menores

violencia de genero

 

El Foro.- Marta no recordaba el día exacto, pero sí que tenía 11 años cuando en 2009 Jonathan “la hizo su mujer”. Él tenía unos 18 o 19 años. Marta contó que Jonathan no la obligó, que ella lo hizo por su gusto, porque cada vez le daba 3 o 5 dólares. Jonathan la invitaba por las tardes a la tienda que había en su casa. Marta añadió que, aunque no recordaba cómo, un año después, cuando ella tenía 12, José, el padre de Jonathan, también “la hizo su mujer”, y también le daba dinero a cambio, unos 5 o 10 dólares en cada ocasión.

Reportaje

***